Fiscales que llevaron el caso de Aída Merlano serían removidos por su actuación

Foto: Archivo

Después de que Aída Victoria Manzaneda Merlano, hija de la exsenadora fugitiva Aída Merlano, quedara en libertad, la Fiscalía aseguró que tomará medidas por la actuación de los funcionarios en este caso.

La juez que dejó en libertad a la joven de 20 años y al odontólogo de la excongresista, aseguró en la audiencia que no hubo argumentos suficientes que demostraran que ambas personas debían ser cobijadas con medida de aseguramiento.

Ante esta afirmación, el fiscal (e) Fabio Espitia, dijo que posiblemente algunos fiscales podrían ser removidos, “ese es unos de los aspectos que estamos valorando, pero de todas maneras necesitamos pronto refrescar ese grupo de fiscales”, explicó el funcionario. 

Además, sobre la decisión de libertad a Manzaneda Merlano y a Cely Barajas, Espitia explicó que “debo reconocer que la posición del juez que tomó la decisión es una posición sustentada, es una posición mesurada, es una posición que considero resultaba muy apegada a lo que sucedió, en el sentido de que reconoce que hay elementos de prueba que permiten afirmar que hay una inferencia en la ocurrencia de los delitos, pero también encontró que no existían fundamentos constitucionales para pedir una medida de privación de la libertad”. 

Estas declaraciones se dan luego de que la togada el pasado martes otorgara la libertad a la joven y al profesional, asegurando que la Fiscalía no tuvo los argumentos suficientes para tener un caso sólido y pedir cárcel para ambos.

De la misma forma, Aída Victoria en varias oportunidades criticó la actuación de la Fiscalía en su caso diciendo que su captura no “era la forma para presionar a una persona a entregarse” refiriéndose a que el organismo la “instrumentalizó” buscando que la exsenadora fugada se entregara a las autoridades, al tiempo que criticó las circunstancias en las que fue capturada donde pensó que “la iban a matar”.